cargando

Yacimiento de Dessobriga. Fotografía: Margarita Torrione

Ayer, en su edición en papel, el Diario Palentino nos adelantaba una noticia que cuanto menos abre un nuevo horizonte para dos increíbles yacimientos y su puesta en valor e interpretación, claves para el conocimiento de la Edad del Hierro en todo el norte Peninsular. Nos referimos al acuerdo de colaboración al que ha llegado la Société Archéologique de Bron (Lyon, Francia), representada por la historiadora hispanista Margarita Torrione, catedrática de la Universidad de Saboya, autora y promotora científica del "Proyecto Dessobriga", con el equipo de Monte Bernorio, representado por el arqueólogo Jesús Francisco Torres Martínez, doctor vinculado a la Universidad Complutense de Madrid y director del IMBEAC (Instituto Monte Bernorio de Estudios de la Antigüedad del Cantábrico). Esta cooperación binacional, técnica y científica entre ambos equipos, impulsará no sólo el conocimiento científico y arqueológico de ambos oppida, sino que pretende que todo lo relacionado con las investigaciones y sus resultados tengan el espacio cultural que merecen a nivel tanto nacional como internacional.

Como pudimos ver el verano pasado, Dessobriga resurgió con fuerza en el panorama arqueológico gracias a una intervención que reafirmó el potencial del yacimiento situado entre Osorno y Melgar de Fernamental. Recordemos que el "Proyecto Dessobriga" se inició en 2013 con una ambiciosa prospección magnetométrica de 24Ha., una “radiografía” del subsuelo en la parte alta del yacimiento. ;Y si en 2001, previa construcción de la autovía del Camino de Santiago, se hallaron estructuras tan relevantes como 19 cabañas circulares en un área de 5.000 metros cuadrados, los resultados de 2014 fueron sencillamente apabullantes: fíbulas en bronce de la primera Edad del Hierro, canicas y cerámicas vacceas, monedas y broches romanos, restos de terra sigillata y un largo etc. que junto con las estructuras exhumadas –otra gran cabaña y vestigios de edificios de época romana– hablan de un gran asentamiento con una secuencia ocupacional que abarca más de un milenio de presencia humana continuada.

Asimismo, en verano de 2014 se cumplieron 10 años de actividad continuada en el yacimiento de Monte Bernorio. Las sucesivas intervenciones, gestionadas y llevadas a cabo por el Instituto Monte Bernorio de Estudios de la Antigüedad del Cantábrico (IMBEAC) han ido arrojando año tras año nuevos materiales y hallazgos vitales para el conocimiento de la Edad del Hierro en el norte Peninsular, convirtiendo este enclave y el propio proyecto al que da nombre en un referente allá por donde vaya. En este sentido cabe destacar la reciente firma de un convenio de internacionalización del proyecto Monte Bernorio y su entorno con el Dr. Manuel Fernández-Götz, miembro de la Facultad de Historia, Estudios Clásicos, y Arqueología de la Universidad de Edimburgo, además de profesor de la misma. Este acuerdo, que se desarrollará desde este mismo año hasta 2017, permitirá la difusión y puesta en valor del proyecto a nivel internacional, dando la posibilidad también de que estudiantes de dicha universidad puedan participar de un modo directo en las intervenciones arqueológicas en el conocido oppidum.

Está claro que el nexo de unión entre los proyectos de Dessobriga y Monte Bernorio ataca un frente común: la unión conjugada de gestiones, investigaciones y resultados y, como no, la internacionalización de unos yacimientos únicos. Desde aquí mi más sincera enhorabuena a ambos, estamos ante un punto de inflexión en el estudio de la Edad del Hierro y la romanización del territorio en el Norte Peninsular este verano…¡visita obligada!

Proyecto Dessobriga - contacto: margarita.torrione@wanadoo.fr

 

    • EL RESURGIR DE DESSOBRIGA

      Hace tiempo que desde Cantabria miramos como las vacas al tren todo lo que sucede en el panorama arqueológico de las comunidades vecinas, sobre todo de una época por la que nos gusta rasgarnos las vestiduras y hacerla propia..nada más alejado de la realidad. Corren unos tiempos donde nos gusta acudir a la crisis, bendita crisis, para permanecer en un inmovilismo que al final nos sale caro, quedándonos siempre con esa sensación agridulce de un perpetuo..silencio. Durante estas últimas semanas, medios nacionales se han hecho eco de varios hallazgos e investigaciones en nuestro entorno más inmediato, entre los que destaca uno de ellos: Dessobriga.

      Para quien no lo conozca, Dessobriga es un yacimiento arqueológico situado en las proximidades de Osorno y Melgar de Fernamental (Palencia/Burgos) donde se han llevado a cabo diversas actuaciones arqueológicas que han arrojado materiales y restos estructurales de gran valor. Ya en 2001, previa construcción de la autovía del Camino de Santiago, se llevaron a cabo intervenciones en un área de 5.000 metros cuadrados donde se hallaron un total de 19 cabañas circulares (datadas en la I Edad del Hierro) en torno a tres calles de entre dos y cuatro metros de ancho. Es a partir de entonces cuando se comienza a hablar en firme de un oppidum de origen turmogo/vacceo con una incipiente ordenación urbanística. Y no solo eso, ya que Dessobriga es citada también en el Itinerario de Antonino (se cree que del siglo III-IV d.C) como una mansio en la vía ab Asturica Tarracone, lo que indicaría que su periodo de expansión se entendería durante varios siglos..como así ha sido.

      Con toda esta información en la mano, la catedrática de la Universidad de Saboya Margarita Torrione (francesa nacida en Támara, Palencia) pone en marcha un proyecto que se ejecuta entre el 14 de Julio y el 9 de Agosto de 2014. Las excavaciones han sido dirigidas por los arqueólogos Javier Abarquero y Jaime Gutiérrez, quienes han contado con un grupo de 34 profesionales (entre ellos el arqueólogo cántabro Gonzalo Saiz García), siendo los resultados iniciales de las mismas..sencillamente apabullantes. Se realizaron cuatro catas, de las que conocemos los resultados de tres, basadas en los estudios de acción geomagnética realizado en 2013 y en la fotografía aérea tomada años antes, intentando de este modo comprobar si toda la información obtenida era correcta.

      Agradecimientos: Javier Abarquero Moras / Jaime Gutierrez

    • MONTE BERNORIO

      Cualquier definición del Monte Bernorio se queda corta para explicar lo que ha significado y significa este lugar en la historia de los antiguos cántabros. Podríamos comenzar diciendo que es una de las ciudades fortificadas de la Edad del Hierro más grande halladas en España y también en Europa. O tambien que se trata de uno de los yacimientos arqueológicos más importantes de la época prerromana en la península..aún así, seguiríamos quedándonos cortos, ya que sus entrañas siguen albergando secretos y misterios aún por descubrir.

      Situado junto a la localidad de Villaren de Valdivia (al norte de de Palencia), se eleva majestuosos a unos 1.170 metros de altitud, dominando una gran llanura donde en la actualidad se pueden contemplar desde su cima mas de 40 pueblos de las provincias de Burgos Palencia y Cantabria. Creo que con esto podemos entender el valor estratégico y militar de este enclave. Fue declarado Bien de Interés Cultural en el año 1992 y desgraciadamente, más que por su valor arqueológico, fue noticia no hace mucho por ser incluido como ubicación de un futuro parque eólico de 24 aerogeneradores..así nos va...


    • SCHOOL OF ARCHAEOLOGY

      Hoy es de esos días en lo que da gusto escribir sobre arqueología relacionada con la antigua región de los cántabros. A principios de este 2014 ha visto la luz el nuevo proyecto "School of Archaeology", organizado por "Monte Bernorio en su entorno". Para quien no lo sepa aún, este proyecto gestionado por IMBEAC (Instituto Monte Bernorio de Estudios de la Antigüedad del Cantábrico) es uno de los proyectos de investigación arqueológica más importante del norte de España , atreviéndome a decir que incluso del resto. Presentado en 2004, el objetivo principal del proyecto “Monte Bernorio en su entorno” se centra en la difusión y estudio del yacimiento con el mismo nombre, así como obtener datos sobre los yacimientos arqueológicos que pudieran estar relacionados con el "oppidum" del Monte Bernorio. De este modo se pretende documentar y dar un enfoque científico a los yacimientos de la Edad del Hierro, además de recopilar información sobre otro tipo de yacimientos, cronológicamente hablando, del mismo área de influencia.

      El nuevo proyecto, “School of Archaeology”, está dirigido a estudiantes de habla inglesa, de modo que puedan completar su formación teórica y práctica en un entorno real de trabajo. En este sentido no hablamos tan solo de realizar prácticas en una excavación como tal, sino que la formación se complementará con asistencia a diversas conferencias arqueológicas, labores de topografía y prospección, visitas a diferentes museos arqueológicas de interés, trabajos prácticos de laboratorio y arqueología experimental. En este último punto tiene mucho que decir el “Poblado Cántabro de Argüeso” quienes colaborarán activamente en el proyecto. Dentro de los trabajos de arqueología experimental, serán los encargados de aportar su gran visión y conocimientos en aspectos como las construcciones, materiales, técnicas constructivas, elaboración de cerámica entre otras.

      Para obtener más información al respecto, os podéis dirigir directamente al portal del proyecto archschool.imbeac.com, o bien al portal corporativo de IMBEAC: www.imbeac.com. ¡Ahhhh!, por cierto..si se te ha pasado el arroz arqueológicamente hablando (además de hablar inglés como Ana Botella) y no puedes acudir como estudiante, en Regio Cantabrorum te animamos a que visites tanto el Poblado Cántabro de Argüeso como el yacimiento del Monte Bernorio por tu cuenta. ¡El saber no ocupa lugar!